5 motivos por los que no consigues vender en Internet

¿Creías que vender en Internet era pan comido?

Le pasa a mucha gente. Al ver tantos negocios vender online con gran éxito, creen que cualquiera puede hacerlo y de cualquier manera.

Y el fracaso al intentar vender online suele tener causas similares en todos ellos.

Si estás intentando vender tus productos o servicios por Internet y ves que los resultados no llegan, lee atentamente porque puede que descubras el motivo.

Aquí tienes 5 razones por las no estás consiguiendo vender en Internet aunque crees que estás haciendo todo lo necesario.

1. No estás guiando a los clientes a través de tu web

Esta razón está directamente relacionada con el diseño de tu página web.

¿Te has parado a pensar en cómo es la experiencia de usuario en la web de tu negocio? Quizás deberías.

Las páginas web-laberinto son el peor enemigo para cualquiera que quiera vender en Internet. Si tu cliente no es capaz de orientarse, es difícil que llegue a dónde te interesa.

¿Qué puedes hacer tú para solucionarlo?

Mejorar la usabilidad

Haz que tu web sea fácil de navegar. Simplifica. Conecta las diferentes secciones de manera lógica. Derriba los muros del laberinto.

Guiar al cliente

Las páginas web tienen zonas estratégicas. Lugares a los que el cliente se va aproximando a medida que se interesa por lo que está viendo. ¿Por qué no echarle una mano? ¿Por qué no ponerle las cosas más fáciles?

Insertar llamadas a la acción en tu página web

Desde tu Home, el cliente debe poder llegar a cualquier página. Incítale a hacerlo con CTAs colocados estratégicamente.

 

2. No estás aplicando copywriting en tu web

¿Sabes la cantidad de productos que se intentan vender en Internet?

Como usuario, seguro que te haces una idea. Son muchos. Casi infinitos, diría yo.

¿Y sabes dónde fallan la mayoría de ellos?

No se diferencian de la competencia. Repiten como loros lo que dicen los demás. Palabras vacías que no ayudan en nada al cliente.

Te voy a contar un secreto: al cliente no le importas tú ni lo bueno que es tu producto.

caracteristicas del producto

Lo único que le importa es él mismo. Y lo que va a obtener comprando tu producto o servicio. 

Para poder conectar con él, es necesario aplicar copywriting.

Esta técnica de escritura persuasiva enfocada a venta es clave a la hora de lograr convertir las visitas que llegan a tu página web en clientes.

Su funcionamiento se basa en atacar los puntos de dolor del potencial cliente. En hablarle directamente de sus necesidades, sus miedos y preocupaciones. Y, sobre todo, en contarle cómo puedes ayudarle.

Así que ya sabes. Háblale sobre él mismo. En vez de contarle lo que tú haces, muéstrale todo lo que puede conseguir comprando lo que tú vendes en Internet. No le bombardees con características, sino con beneficios.

Si no sabes cuáles son los beneficios que se esconden detrás de las características de tu producto o servicio, puedes aplicar este sencillo truco que te ayudará a descubrirlo:

Coge una característica, añádele un para y completa la frase. De esta manera, entenderás qué estás ofreciendo realmente.

Imagina que vendes en Internet lavadoras de gran capacidad. En lugar de decir que tu lavadora tiene una capacidad de x litros (eso es una característica), podrías transformarla en un beneficio diciendo:

«La lavadora todoco tiene el tambor más grande del mercado… para que hagas toda la colada de una sentada y ahorres agua.»

Ahí ya tienes dos beneficios. Y mira qué fácil ha sido.

3. No tienes una estrategia de marketing de contenidos adecuada

Si tu página web no recibe visitas, ¿cómo vas a vender en Internet?

Seguro que ya lo sabes. Se habla de ello en todas partes. El contenido es la nueva obsesión en el mundo del marketing online.

No es casualidad.

En los últimos tiempos, el contenido se ha convertido en la mejor manera de conseguir visitas sin gastarte grandes sumas de dinero en publicidad en redes sociales o Google.

Eso sí, debe ser contenido de calidad.

Pero ¿sabes qué es exactamente el contenido de calidad?

Hay dos formas de medir la calidad de tu contenido. Y necesitas que ambas funcionen en sincronía para que tu estrategia de marketing de contenidos te ayude a lograr tu objetivo: vender en Internet.

La primera es la más básica: tu contenido debe ser de interés para tu cliente ideal.

¿Qué sentido tiene escribir contenidos que no van en línea con tu sector? Ninguno, claro.

La segunda es la más clave (y nunca mejor dicho): debes responder a las dudas de tu cliente ideal de manera concreta.

Y la única manera de saber esas dudas es mediante un buen trabajo de búsqueda de palabras clave. Debes conocer la forma en que tu cliente ideal busca información en Internet. Y utilizar sus mismas formas.

Descarga nuestro ebook gratuito:

Los 5 elementos que harán de tu página web una máquina de generar clientes.

Descubre cómo transformar una web inútil en una con capacidad para transformar visitas en clientes.

4. No estás recibiendo tráfico cualificado en tu web

Esto está en relación directa con lo que acabamos de comentar.

Quieres visitas. Cuantas más mejor. Pero no te interesa cualquier tipo de visitas. O, al menos, no debería.

Lo que debes buscar es que el tráfico que llega a tu web sea cualificado. Es decir, que sea un público interesado en tus productos o servicios.

Y no todos ellos serán tu cliente ideal. Ojalá. Pero te aseguro que tu cliente ideal estará entre el tráfico cualificado que llegue a tu web. Y él es el único al que vas a conseguir vender en Internet.

¿Cómo puedes conseguir tráfico cualificado?

Otra vez, hay dos maneras.

La primera, si te limitas al tráfico orgánico de Google, es hacer una buena estrategia de marketing de contenidos.

Profundiza en las palabras clave de tu sector, utiliza las más específicas y habla de lo que realmente interesa a tu cliente ideal. Solo así podrás atraerle a tu web y conseguir ventas por Internet.

La segunda, si utilizas publicidad en redes sociales, es hacer una buena segmentación.

Facebook Ads es la plataforma de publicidad en Internet favorita de muchos marketers, y no es casualidad. Sus opciones de segmentación son casi infinitas. Con ella, podemos afilar nuestras campañas al máximo.

5. No tienes una página de ventas optimizada para tu cliente ideal

Las páginas de ventas son muy necesarias para vender en Internet.

En ellas, hablas de un producto o servicio en profundidad. Cuentas los beneficios. Segmentas el público. Te diriges directamente al cliente ideal.

Sin ellas, tu producto está perdido en mitad de un montón de información. Y tu cliente también.

En las páginas de ventas, el factor principal de éxito es el copywriting. Un buen copywriting te va a permitir cumplir con todo lo mencionado antes. Y lo va a hacer de forma persuasiva, estructurada y enfocada a tu cliente.

Si tu página web es una tienda online, debes pensar en las fichas de producto como pequeñas páginas de ventas.

Un buen copywriting a pequeña escala también marca la diferencia a la hora de vender en Internet.

Convierte tu web en una máquina de generar clientes

Ya te has dado cuenta de que te cuesta vender en Internet. Si no fuese así, ¿por qué ibas a estar leyendo este artículo?

Eso es el primer paso, y uno de los más complicados, para ponerle solución.

Con el contenido de este artículo, tienes las bases para detectar las razones por las que te está costando tanto.

Si quieres profundizar más, te recomiendo descargar nuestro ebook gratuito Los 5 elementos que harán de tu página web una máquina de generar clientes.

En él, descubrirás cómo puedes convertir una web inútil en una que convierte visitas en clientes. Y podrás cambiar el rumbo de tu negocio desde ya.

Descarga nuestro ebook gratuito:

Los 5 elementos que harán de tu página web una máquina de generar clientes.

Descubre cómo transformar una web inútil en una con capacidad para transformar visitas en clientes.